Toda fotografía nace de una idea o del deseo de empezar a construir dicha idea, esta se puede dar a partir de un simple impulso o de instante de inspiración; realizarla puede ser muy fácil si accedemos a la tecnología, o mejor aún si acudimos a la técnica para hacer de esta última una excelente herramienta.

Para mí la fotografía es como un juego de ajedrez, cada movimiento que hagamos será más efectivo si lo hemos analizado; saber donde ubicar la luz, cómo controlarla, entender la cantidad exacta para lograr lo que queremos. Es así, como a partir de los esquemas de iluminación podemos optimizar tiempo y recursos a la hora de realizar nuestra producción.

Una de las formas de realizar un esquema de iluminación, es usando un reloj como punto de ubicación espacial, en este debemos tener dos puntos inamovibles que nos permitirán manejar una referencia más exacta, estos son el motivo principal y la cámara. El esquema se realiza desde una vista superior,  lo que nos hace recurrir a los ángulos desde un plano cartesiano sobre el eje Y para determinar la altura de cada una de las luces, como lo muestra la gráfica.

1

Las luces que se utilizan en cualquier especialidad fotográfica trabajan  en función de las cuatro luces básicas.

2

LUZ PRINCIPAL

Determina la exposición con la que vamos a trabajar, es decir, la intensidad de esta nos permite asignar los valores de diafragma, tiempo de obturación e ISO con los que haremos la foto.

LUZ SECUNDARIA

También llamada luz de relleno, se destina fundamentalmente a suavizar las sombras producidas por la luz principal, controlando directamente el contraste de la escena. Determina el ratio de contraste, este último es la relación entre la luz principal y la secundaria.

CONTRALUZ

Se utiliza cada vez que necesitemos separar visualmente al motivo del fondo, de igual forma, se usa para conseguir ciertos efectos o brillos en determinadas zonas, por esta razón también podemos llamarle Luz de Efecto.

LUZ DE FONDO

Determina la atmósfera de la escena, esta determina el radio de contraste, que es la relación entre la luz  principal y el fondo.

Al momento de ubicar cada luz en el esquema, debemos tener en cuenta otros temas  como son:

Calidad de luz

Hace referencia a la forma en cómo se proyectan las sombras en una escena, siendo duras o difusas.

3

Si la fuente de luz es más grande que el motivo que se está iluminando, las sombras estarán poco definidas, lo que hace a dicha fuente,  una luz difusa.

Si la fuente de luz es más pequeña que el motivo que se está iluminando, las sombras serán definidas, lo que hace a dicha fuente,  una luz dura.

Lo anterior nos lleva a concluir que  la calidad de la luz se puede alterar, cambiando la distancia de la fuente de luz con respecto al motivo o utilizando un modificador, el cual  es un accesorio que utilizamos para aumentar o disminuir el área de proyección de las mismas, haciéndolas más o menos grandes que el motivo, alterando directamente la definición de la sombra.

Intensidad de la luz

Se refiere a la cantidad de flujo luminoso  que emite una fuente de luz.  Conocer la intensidad con la que debemos trabajar se vuelve un tema muy importante, ya que podemos determinar con exactitud el tipo de equipo que debemos usar y cómo lo debemos utilizar.

El punto de partida será la luz principal, la cual, a partir de la profundidad de campo, o el espacio de nitidez que necesitemos delante y detrás del motivo, nos permitirá definir la exposición a partir del diafragma; el tiempo de obturación dependerá del movimiento o no de la escena, o de qué tanto quiero que incida las luz ambiente en esta.

Use this to share your lighting setup or to document your setup for future reference. Email me at kevin@kertzdesign for comments and/or suggestions. Not for commercial use.

De todo lo anteriormente expuesto,  quiero resaltar que  el esquema de iluminación  es una excelente herramienta de preproducción,  que ayuda a  optimizar tiempos y proporciona más seguridad a la hora de realizar una producción fotográfica.